5 Errores en la Redacción de Ofertas de Trabajo que Alejan a tus Candidatos Ideales Blog Feature

Por: Beatriz Arantes - 16/2/2016

Imprime/Guarda como PDF

5 Errores en la Redacción de Ofertas de Trabajo que Alejan a tus Candidatos Ideales

Employer Branding | Ofertas de Empleo | atraer talento | Errores de Reclutamiento

¡Manos arriba! Error en redacción de ofertas de trabajoA veces, las empresas desconocen porqué no les llegan candidatos adecuados a su oferta de trabajo; la culpa puede ser de la redacción de su oferta de trabajo, que, en vez de ser un atractivo, es un impedimento para el éxito de su proceso de reclutamiento.  Así de claro: si esta no refleja lo que la empresa busca y ofrece o transmite una impresión equivocada, las personas que tienen el perfil que buscas, aunque la lean no aplicarán. 

Así de sencillo: la forma como está redactada tu oferta de trabajo hace que se perciba tu empresa como un sitio donde no apetece trabajar. Son temas sencillos, que pueden ser fácilmente evitados con un poco de cuidado a la hora de escribir la oferta para su publicación que te están alejando de tus candidatos ideales. Hoy hablaremos de 5 errores en la redacción de ofertas de trabajo que causan rechazo en tus candidatos ideales y cómo solucionarlos. 

 

1. No utilizar un título con palabras clave 

 El título de una oferta de trabajo es lo primero en lo que se fija un candidato. Tiene que ser claro y conciso y resumir el puesto de trabajo, contestar a lo que el candidato está buscando. Por eso debes pensar en él como si fueras a posicionar tu oferta de empleo, empleando keywords que identifiquen la oferta, el puesto y el departamento donde va a trabajar, como: SEO Senior Marketing Integrado. Este título es bastante bueno, ya que incluye palabras clave del sector (SEO, Marketing) y nivel de experiencia requerido. 

Los títulos inventados, como "programador ninja" o "coach nutricional" pueden parecer atractivos en una primera mirada, por el punto innovador que puede parecer aportar. Sin embargo, además de perder alcance por no utilizar palabras clave, dependendo del perfil de tu empresa, puede dar la imagen de poco profesional a la empresa que lo utiliza. 

inscríbite en Webinar estrategia de reclutamiento centrada en el candidato

2. No describir las funciones con claridad

Si no sabes qué estás buscando, es muy difícil que lo encuentres. Antes de nada, habla con el responsable de área u otros profesionales del área, para detallar bien el puesto de trabajo y qué perfil requiere; la descripción de todo eso en la oferta hará que los candidatos encuentren más fácilmente la oferta en los buscadores, se interesen por las tareas y objetivos y apliquen más conscientes y entusiasmados. 

       Una buena descripción del puesto de trabajo hará que los candidatos apliquen más motivados                                                                                                                                                     Click to Tweet 1870182.jpg  

 

Si explicas bien las funciones y objetivos del puesto, ahorrarás tiempo a la hora de explicarles detalles en las entrevistas iniciales y podrás evaluar aspectos más concretos de sus competencias y aptitudes

Por ejemplo, si es una oferta de formador de farmacia, las tareas serían: organizar las actividades formativas, dar formación al personal de la farmacia y asesorar sobre los productos representados; los objetivos, si la oferta está bien redactada, serían lograr organizar e impartir x actividades al año. Sin embargo, este es el caso de una oferta nada clara, porque es, realmente, un puesto de comercial, y este está totalmente claro (lo más seguro es que la selección de candidatos sea más fácil para la empresa). Como hemos visto en este ejemplo, no vale poner cualquier cosa, sino que hay que utilizar palabras claras y que respondan a la realidad.

3. Usar lenguaje inadecuado para la posición o que no cuadran con la empresa

El ninja, el software developer, el SQL rockstar, el Marketing Growth Hacker se ven bien en contextos de startups, que tienen este tipo de lenguaje innovador en otros contextos de su marca, como su página web, descripción de productos, etc.

Es importante mantener la consistencia y usar términos que combinen con nuestra cultura empresarial. Ser claro en las descripciones y establecer las expectativas de la manera correcta es mucho más sexy. Además de ser más efectivo. Un lenguaje inadecuado para la posición o que no cuadre con la empresa confunde mucho a los candidatos: pueden pensar que tu oferta es un fraude y dejar de aplicar. 

      Ser claro en la descripción y establecer las expectativas correctas es lo más efectivo en la redacción       de Ofertas de Empleo                                                                                            Click to Tweet 1870182.jpg  

Sobretodo, no usar palabras de moda sólo porque están de moda, como lo que sale en el informe de linkedin. Explicar claramente lo que se espera del candidato, con términos que les den información de valor. 

4. Centrarse en los requisitos y no en lo que se ofrece

Sabemos que es importante detallar los requisitos para el puesto: formación, experiencia previa, etc. Sin embargo, esto no es lo único que el candidato debe ver. 

Recuerda que el candidato también está seleccionando el próximo proyecto profesional de que quiere formar parte.  La redacción de la oferta de trabajo es también un espacio donde tu empresa puede (y debe) lucir el employer branding: qué ofreces en términos de ambiente de trabajo, posibilidade de desarrollo, etc. Y no dejes de incluir a qué se dedica la empresa y sus valores.  

Los candidatos buscan datos que les ayuden a valorar la oferta. Así, por ejemplo, empresa de gran prestigio, puesto bien remunerado, capacidad de trabajo o posibilidades de crecimiento no dicen nada. Sería más práctico poner el nombre de la empresa, el sector y la actividad a la que se dedica; el sueldo (aunque sea una franja) y las bonificaciones; las competencias necesarias concretas (no vale responsabilidad y orden) y las expectativas. Casi siempre es posible dejar claros, al menos, dos de estos datos; los profesionales valoran mucho sus habilidades, tiempo y experiencia y si quieres que te envíen su C.V., será necesario los atraigas en función de lo que quieren y necesitan del mismo modo que lo harías con un cliente. 

 

5. No dejar claras las condiciones

No tiene mucho efecto llenar la oferta de requisitos y luego no dejar claras las condiciones. Como dijimos arriba, los candidatos están buscando un nuevo proyecto en que involucrarse. Por mucho que la posición exija un perfil bajo, muchos candidatos buscan o dan prioridad a ciertas condiciones. Y no se trata sólo de ofrecer trabajos con contrato indefinido y sueldos altos: hay profesionales a quiénes por su situación familiar o de estudios, le interesa más un contrato a tiempo parcial, o temporal. Por ello estos detalles son importantes, para que la redacción de la oferta de empleo te ayude a refinar el candidato idóneo para el puesto de trabajo que ofreces.   

En la sección en que se desglosa la oferta hay que poner bien claro: ubicación de la empresa, desplazamientos, horario (tipo de jornada, también), franja salarial (mejor en bruto) y beneficios sociales; tipo de contrato y duración

Es importante también incluir una franja salarial, así empresa y candidatos están en la misma página cuando vayan a negociar. La empresa ahorra tiempo entrevistando sólo a aquellos candidatos que realmente encajan con su propuesta.

En conclusión, evitar estos errores al redactar una oferta de trabajo es algo relativamente sencillo y puede significar que tu proceso de selección dure mucho menos días.

¿Hemos dejado algún error en la redacción de ofertas de trabajo fuera de la lista? Compártelo en los comentarios.

Si quieres saber más sobre cómo conseguir más y mejores candidatos para tus procesos de selección, mira nuestro  Webinar Gratuito Cómo diseñar una Estrategia de Reclutamiento Centrada en el  Candidato

New Call-to-action

ENLACES RELACIONADOS

  New Call-to-action