5 Maneras de Presumir de Cultura de Empresa para Atraer el Talento Blog Feature

Por: Beatriz Arantes - 6/4/2016

Imprime/Guarda como PDF

5 Maneras de Presumir de Cultura de Empresa para Atraer el Talento

Employer Branding | atraer talento | cultura de empresa


La cultura empresarial es un eje fundamental para el éxito de una organización. Es un esfuerzo colectivo que sirve para cohesionar a los equipos. Exige mucho esfuerzo construirla y mantenerla. ¿Por qué no aprovechar todo este esfuerzo para atraer el talento que necesitas para que la empresa crezca?

En el post de hoy hablaremos de 5 espacios donde debes presumir de tu cultura de empresa para atraer el mejor talento.

La cultura empresarial compartida

Es un hecho que si la mayoría de las personas de un grupo comparte valores, se suma fuerza. En el caso de la empresa, es lo mismo y eso agrega mucho valor a una compañía. La cultura de empresa es parte de tu Employer Branding y, por ello debe tener la difusión que se merece. 

El talento escasea, especialmente entre los llamados perfiles IT. Encontrarlo y retenerlos es cada vez más difícil: hace falta más que sueldo y ubicación para atraer a los candidatos. Además, las nuevas generaciones ya no buscan solo unas condiciones atractivas sino un proyecto interesante, alineado con sus valores y estilo de vida, además de una manera de organizarse que funcione para ellos.

Esta tendencia es aún más fuerte entre la llamada “Generación Z”, jóvenes nacidos a partir de 1994, que se incorporan ahora al mercado laboral, incluidos los universitarios. Los post-millennials son exigentes: quieren hacer un trabajo importante, formar parte de una empresa innovadora y, a la vez, conseguir el equilibrio entre la vida laboral y la vida personal. Si entran a trabajar en una empresa que no cumpla con estos requisitos, no durarán mucho en ella. 

La cultura de empresa está presente en todas las instancias de la organización. Sus valores, como pueden ser la transparencia, la orientación al cliente o el reconocimiento individual frente el trabajo en equipo, aparecen en todos los actos, comunicaciones y hasta en los productos de esta compañía. ¿Estás listo para utilizarla como elemento de atracción del talento?

       Cómo difundir tu cultura de empresa para atraer el talento que tu organización necesita para                  crecer #RRHH                                                                                                              Click to Tweet 1870182.jpg

 

Define tu cultura de empresa

Muchas empresas cuentan con misión, visión y valores, pero a veces son solo palabras bonitas colgadas en la pared y no tienen nada que ver con el comportamiento de las personas. Cultura de empresa es el “conjunto de formas de pensar, de sentir y de actuar que son compartidas por los miembros que componen la organización”. 

Una forma práctica de definir la cultura de una empresa, además, por supuesto, de sustentarse en los valores personales de los fundadores, es consultar al personal: Pídeles que describan con sinceridad los mejores rasgos de la empresa, lo que más les gusta de trabajar aquí, así como qué pueden esperar de ella los nuevos trabajadores.

Es una acción arriesgada pero valiente, que aporta mucha información y sirve, a su vez, para reajustar la definición de la actual cultura. Te ayudará a comunicarte con tu equipo, saber qué siente trabajando, establecer expectativas realistas y, lo que es muy importante, mejorar el clima laboral, ya que “hablando se entiende la gente”.

Por otro lado, para que sean reales, hay que traducirlas en formas de trabajar, como:

  • “Hacer reuniones para que el equipo comparta qué han aprendido esta semana - empresa con cultura colaborativa“,
  • Todos los actos dirigidos tienen como objetivo crear un impacto “Wow” en el cliente- como es el caso de Zappo’s,
  • Si uno de tus valores es la innovación, no mates a los proyectos que se salen de tus moldes.

Haz tu cultura de empresa atractiva para el talento

Si tu cultura de empresa está bien definida, será fácil de encontrar las maneras correctas de difundirla, pero, ¡ojo!: Aunque el equipo de Recursos Humanos ponga todo su esfuerzo en crear una cultura de empresa atractiva para el talento, si no se relaciona con los actos diarios, es imposible respetarla; y, si no se traslada a acciones, no será atractiva para los miembros de la empresa; mucho menos para los de fuera.

   Para que tu cultura de empresa sea creíble, no basta con tenerla escrita: hay que vivirla #RRHH.                                                                                                                                                        Click to Tweet 1870182.jpg

 

Implementa y vive tu cultura de empresa

Toca ser ejemplo, siendo coherente entre lo que dices y haces; tus actos hablan más que tus palabras. Una empresa que habla de los valores, pero se comportan de manera opuesta no es un entorno atractivo para el talento.

Así, por ejemplo, si tu empresa está a favor de la conciliación, no contestes un mail a las 10 de la noche, ni dificulte que un trabajador pueda salir antes para recoger a sus hijos del colegio.

Es muy importante que como líder seas un ejemplo constante de la cultura que quieres crear y dar a conocer. Solo así tu equipo adoptará los valores de la empresa como suyos, porque verá sinceridad y confiará en ellos.

Cultura de empresa: No lo cuentes, enséñalo

Suele ocurrir que, al estar dentro de la empresa, la cultura corporativa solo consiga impactar a los trabajadores y, como mucho, a los candidatos referidos. Esto no es suficiente, hay que llegar a más gente: hay que presumir de empresa para conseguir el mejor talento.

       En el mercado actual, hay que presumir de empresa para conseguir el mejor talento. #RRHH                                                                                                                                                         Click to Tweet 1870182.jpg

Estos son los 5 espacios idóneos para presumir tu cultura de empresa:

1. En tu página de empleo / trabaja con nosotros

Al ser el primer contacto para muchos candidatos, quedaría muy profesional y atractiva con fotos del local de trabajo y testimoniales de empleados actuales; así mismo, una breve redacción de los valores y de la labor social que se hace.

2. En tus Redes Sociales

Publica en tus perfiles de Facebook, Twitter y Linkedin fotos de eventos de teambuilding, de los actos en los que participas como reclutador, de lanzamientos de productos, etc. Todo lo que sea interesante y refleje lo positivo de la empresa debe aparecer en el timeline de todos los que se interesan por tu organización.

En tu página y publicaciones de Linkedin, procura que salga la cultura de la empresa siempre, así como los valores añadidos que ofrece: desarrollo profesional, conciliación, innovación, etc.


3. En las ofertas de empleo

Ya decíamos que a la hora de publicar una oferta, hay que cuidar varios aspectos. La redacción de la oferta transmite muchos de los valores de la organización. Por ello, no llenes la descripción de la oferta de empleo de palabras de la moda.

Encuentra la manera correcta de expresar los valores reales de la empresa y las posibilidades de desarrollo del profesional. También puedes hablar del rol que el candidato jugará en el equipo. Hazlo de tal modo que el candidato imagine “cómo será mi vida si consigo este puesto, trabajando en un entorno que pueda ser innovador, con un equipo que cultiva la amistad y el compañerismo”

4. En la comunicación con los candidatos

A la vez que evaluamos los candidatos, los candidatos evalúan a las empresas. Los valores y buenas prácticas deben aparecer también en tu comunicación con ellos. Tal como lo haces con el equipo, hazlo con “los futuros”, siendo rápido al contestar a los candidatos y tratándoles con el respeto que se les debe, por ejemplo.

5. En las entrevistas con candidatos

En las entrevistas, no solo debes hablar las ventajas de trabajar en la empresa sino también de los logros conseguidos, de modo que quieran unirse a un equipo ganador. Una empresa que es capaz de dar una imagen convincente de hacia dónde va y cuáles son sus logros más grandes será mucho más convincente que la simple descripción de sus valores.

Así mismo, el estilo de la entrevista también debe ser coherente con la cultura: Si esta es informal, las preguntas de la entrevista, el lenguaje, el código de vestimenta, todo debe ser informal. Otro método para enseñar al candidato tu cultura empresarial durante la entrevista, es enseñarles el ambiente de trabajo, acompañándolos en un recorrido por las instalaciones en las que van a trabajar. Que vean ellos mismos cómo sería su día a día. Este es el momento en que los candidatos excepcionales deciden si el tipo de lugar es o no aquel en el que les gustaría trabajar.

Incluso, pídeles su opinión sobre lo que perciben al pasear por la empresa. Será un modo estupendo de saber lo que piensan de la empresa y, en definitiva, de evaluar si se adaptarán a la misma. Después de todo, si un candidato no es adecuado para este trabajo, sigue habiendo una posibilidad para otro dentro de tu empresa, ¿cierto?

Lo que de verdad importa es mantener siempre el interés de los candidatos por la empresa, no solo en el momento específico de cubrir un puesto de trabajo.


Conclusión

La cultura de empresa hay que vivirla y enseñarla en los canales correctos, ya que es un elemento decisivo a la hora de conseguir un ambiente laboral de calidad y de atraer el talento. Que no se te escapen candidatos porque no saben lo genial que es trabajar en tu empresa.

La cultura de empresa es parte de tu Estrategia de Employer Branding. Aún estás a tiempo de inscribirte:  Mira la Charla TC sobre Employer Branding.

Cómo Encontrar y Atraer Profesionales IT: Junior y Senior

 ENLACES RELACIONADOS

  New Call-to-action